Mundo NOVA
Una iniciativa muy polémica

El Gobierno italiano pone a los presos a asfaltar las carreteras y a limpiar las calles de Roma

Todos son reclusos de bajo riesgo, seleccionados con atención para este trabajo y que han recibido un curso previo para operar.

En el marco de una iniciativa del gobierno de   Matteo Salvani, que  busca favorecer su integración en la sociedad y contribuir al mantenimiento urbano. Vestidos con overoles de color naranja y azul, y equipados con mangueras, palas y herramientas especiales, se encargan de limpiar las calles y desagües, tapar agujeros y grietas del pavimento y repintar los pasos de cebra y las marcas viales del suelo.

Todos son reclusos de bajo riesgo, seleccionados con atención para este trabajo y que han recibido un curso previo para operar con asfaltadoras impartido por responsables de la concesionaria de autopistas Autostrade per l'Italia, de la familia Benetton.

Durante tres meses se han formado y han aprendido las técnicas que emplean habitualmente los profesionales de la conservación de carreteras y ahora las ponen en práctica, gracias a un programa de reinserción impulsado por el Ayuntamiento de Roma, el Ministerio de Justicia y las autoridades penitenciarias del país.

El proyecto llamado  "Mi riscatto per Roma" ("Me redimo por Roma") pretende que treinta presos cuiden y arreglen  los fallos del pavimento urbano, empezando por las zonas periféricas. Actualmente trabajan en el área de Torre Spaccata, en el sur de la capital, y en las próximas semanas continuarán con su labor en otros barrios, como Corviale, Quartaccio y Aurelio.

Lectores: 719

Envianos tu comentario