Economía y Empresas
Comercio exterior

Uruguay gana terreno en el mercado cárnico mundial

Federico Stanham., titular del Instituto Nacional de Carnes.

El plan de posicionamiento de la marca de las carnes uruguayas en China, Estados Unidos, Alemania y Japón, la ley de inocuidad y transparencia en comercialización, el sistema automatizado de tipificación, la instalación de cajas negras en plantas avícolas y la actualización del coeficiente de peso carcasa en frigoríficos son los principales logros este año del Instituto Nacional de Carnes, según afirmó su titular, Federico Stanham.

“El reconocimiento de Uruguay en el mercado internacional se consolidó con el plan de posicionamiento de la marca cárnica en China, Estados Unidos, Alemania y Japón, con campañas asociadas a los mensajes “Construyendo el país de las mejores carnes” y “Productores del alma”, con una inversión inédita de 2,5 millones de dólares”, destacó Stanham como primer hito del año de la entidad que conduce.

“Las exportaciones aumentaron un 7,9 por ciento en el correr del año y avanzamos en las bases para que Uruguay incrementara sus ventas en valor, de 4.000 dólares por tonelada a 5.000, y en volumen, de 400.000 toneladas a 500.000”, detalló.

“Esto es por plata y lo que queremos es que el consumidor esté dispuesto a pagar más por nuestras carnes”, agregó el presidente del Instituto Nacional de Carnes (INAC), en la rueda de prensa acerca del balance de 2019 realizada este jueves 26 de diciembre en la sede de la entidad.

El funcionario entiende que Uruguay debe continuar diferenciando su producción, agregar valor, mejorar las condiciones de acceso a los mercados y encontrar nichos que permitan cristalizar el desafío de incrementar el precio promedio por tonelada.

“Lograr el acceso al mercado chino del mondongo y el librillo sumará dinero al país, lo mismo que (el hecho de que) Japón se haya abierto la inclusión de recortes y los bloques congelados”, resaltó. “Medimos el impacto de la campaña en el gigante asiático, que comenzó en abril, a partir de lo cual pasamos de cero en las redes sociales a ser de los primeros seis nombrados cuando se habla de carne”, apuntó.

Según Stanham, el segundo hito del año fue la ley de inocuidad y transparencia en la comercialización de carnes, aprobada en agosto por unanimidad. Señaló que esa norma modifica el proceso de elaboración del chorizo artesanal en carnicerías y agrega el sistema de registro y gestión del abasto, por el que se registrará en forma digital todo el movimiento de carnes, con la participación de productores, plantas de faena, distribuidores, medios de transporte y puntos de venta.  

“Transparentará y transformará toda la problemática del abasto”, aseguró. “Al productor que no esté en el sistema de registro le resultará mucho más difícil comercializar la carne”, advirtió.

El tercer punto que comentó fue el sistema automatizado de tipificación, en el que se completó la instalación de 26 equipos en las principales plantas de faena y se ahora se realiza los ajustes operativos de funcionamiento para comenzar a funcionar en 2020.

Con respecto al cuarto tema, el sector avícola, indicó que el INAC concretó la instalación de cajas negras en las ocho principales plantas para recabar información de faena. “Transparenta datos para que sea más competitivo y poder exportar”, dijo el jerarca, tras recordar que el Gobierno nacional trabajó fuerte para lograr la apertura del mercado de China para esos productos.

Luego sostuvo que el quinto hito del año fue actualizar el coeficiente de peso carcasa o canal en frigoríficos, unido al cambio en la metodología del cálculo de consumo de carne en el mercado local.

"Tenemos la mesa servida en los principales mercados y, en la medida en que las condiciones de venta mejoren, aumentará la producción nacional”, aseguró el presidente del INAC.

Lectores: 171

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: