Judicial
Otra grave acusación

¿Violín 2.0.? Nueva denuncia contra el youtuber Yao Cabrera por vínculos con la pedofilia y la corrupción de menores

Yao Cabrera, youtuber e influencer uruguayo.

El famoso youtuber uruguayo Yao Cabrera, que concentra más de 6,5 millones de seguidores, en su mayoría niños de entre 7 y 14 años de edad, no para de recibir denuncias sobre una gran variedad de acciones delictivas.

Dichas infracciones legales “se pueden sobrellevar gracias a la impunidad que le brinda la plataforma YouTube y el vacío legal aun existente en materia de delitos informáticos”, aseguraron las fuentes acusatorias.

La organización liderada por Yao Cabrera y sus canales “Viral” y “Wi-Fi” ya acumulan varias denuncias por corrupción de menores, parafilia, abuso sexual y coacción, incluida otra demanda por defraudación y estafas, por haber inventado presuntamente, con actores menores de edad, la supuesta enfermedad terminal de un niño para poder estafar a sus seguidores y venderles una tarjeta de beneficios a través de las redes. 

La acumulación de denuncias, por conexidad, recayeron en el Juzgado de Instrucción en lo Correccional y Criminal 23 a cargo del doctor Eduardo Ponce (Fiscalía 45 de Marcelo Rosende).

Ahora, en lo que parece ser la denuncia más grave y escandalosa, su ex editor Mariano Fernández, conocido por ser el ideólogo y creador de las atractivas historias que llevaron a Yao Cabrera a convertirse en unos de los youtubers más fuertes de Latinoamérica, a través de un video que subió, lo denunció por “facilitación de menores con fines de pedofilia” y de ser organizador de fiestas con fines comerciales para la venta de drogas de diseño y convocó asimismo a todos los integrantes de los canales “Viral” y “Wi-Fi” a presentarse ante jueces para atestiguar sobre las turbias conductas del influencer.

Mariano Fernández, conocido en las redes como “@marianitowifi”, ya había denunciado anteriormente en 2018 al cuestionado youtuber ante la PRECOTEX (Procuraduría de Trata de Personas y Secuestros Extorsivos) por “trata laboral” que debió padecer y por conformar en sus estructuras y canales acciones similares a la de sectas.

Esta serie de denuncias contra Yao Cabrera y su organización se iniciaron con la demanda penal presentada en 2017 por el manager de medios Jorge Zonzini cuando vio en un video subido a las redes como el imputado Yao Cabrera y sus secuaces les brindaban en forma mórbida a su hijo menor de edad, y a dos compañeros en la puerta del tradicional colegio Carlos Pellegrini, enseñanzas presuntamente sobre "desvíos sexuales" (parafilia). 

De esta manera, el video masivo subido por Fernández ha sido presentado e incorporado a la gran sumatoria de causas penales que posee Yao Cabrera y se ha prestado mucha atención a su denuncia acerca de que la multinacional YouTube indefectiblemente cumpliría el rol de cómplice en la manipulación de la vulnerabilidad de los niños y, por ende, de las estafas a sus padres en las redes sociales porque solo les interesaría llenar la alcancía por las vistas de los videos sin importar los contenidos ni el cuidado de la integridad psicológica de los menores.

Lectores: 259

Envianos tu comentario

Nombre:
Correo electrónico :
Comentario: